TODO ARIZONA ESTA EN CONTACTO TOTAL

              EN LA MIRA

Un peligro oculto que acecha nuestras cocinas

Publicidad

Minimice el riesgo poniendo atención a estos consejos

Búsquenos en Issuu y Calameo

Fotografía: Shutterstock

Muchas tradiciones navideñas giran en torno a la comida. Como tal, para muchos arizonenses, especialmente para nosotros los latinos, esta época del año implica pasar muchas horas en la cocina preparando nuestros platillos favoritos y poniéndonos al corriente con familiares y amigos. 

Pero en los hogares de nuestro estado y en todo el país, hay un peligro oculto que acecha nuestras cocinas: Las estufas de gas producen niveles de contaminación del aire dentro de nuestros hogares que serían ilegales si estuvieran al aire libre. Cocinar con gas libera contaminantes en nuestros hogares que pueden conducir al desarrollo de asma, especialmente en niños, y a empeorar los síntomas para aquellos con enfermedades respiratorias preexistentes. Un informe comparó los efectos del uso de una estufa de gas alrededor de los niños con los de la exposición al humo de segunda mano. 

En realidad, la mejor opción es no utilizar la estufa de gas y utilizar una alternativa eléctrica. Pero si está cocinando con gas durante las vacaciones, hay formas de minimizar los riesgos y evitar la contaminación del aire dentro de los hogares:

1. Use una ventilación adecuada. La ventilación adecuada es importante al usar cualquier tipo de estufa, pero es esencial si su estufa es de gas. El mejor tipo de ventilación es la de una campana extractora por conductos, que se instala sobre la estufa para atrapar el aire y el humo a medida que se eleva, y saca el aire contaminado de la casa. Siempre use su campana extractora durante todo el tiempo que tenga prendida la estufa. Enciéndala cuando comience a cocinar y no la apague hasta que haya terminado. 

2. Reduzca su exposición con soluciones rápidas. Si tiene una estufa de gas y no cuenta con una campana extractora, considere comprar una. Sin embargo, si no tiene una y no le es posible conseguirla en un futuro cercano, o está rentando el lugar donde vive, hay otras medidas que puede tomar para mejorar la calidad del aire dentro de su hogar, como abrir ventanas para crear una corriente; hacer funcionar un ventilador de ventana cada vez que cocina; comprar una alarma de monóxido de carbono para que pueda monitorear los niveles de contaminación mientras cocina y detectar cualquier fuga de gas; comprar un purificador de aire HEPA portátil con un filtro de carbón para eliminar algunas de las partículas producidas durante la cocción; y cocinar afuera para evitar que funcione un horno de gas durante horas y horas. 

3. Use una placa de inducción portátil. Las comidas navideñas a menudo requieren mucho tiempo de cocimiento. Al cocinar mucho a la vez, puede minimizar el uso de su estufa de gas mediante el uso de una parrilla eléctrica. Las placas de inducción portátiles se pueden usar para cualquier cosa que normalmente cocinaría en su estufa y se pueden usar en su formica y enchufarse a una toma de corriente normal. 

 A medida que los habitantes de Arizona preparan comidas para compartir y pasar tiempo con familiares y amigos, minimizar la contaminación del aire insalubre producido al cocinar con gas puede reducir los riesgos innecesarios e invisibles para la salud y ayudar a mantener a nuestras familias y amigos saludables y disfrutar plenamente de la temporada navideña. 

Diane E. Brown es la directora ejecutiva del Fondo Educativo PIRG de Arizona, una organización que lleva a cabo investigaciones y educación sobre temas de interés público. Puede encontrar más información en www.ArizonaPIRGEdFund.org.